By 27 julio, 2015 3 Comments

El bajista de Los Rodriguez, Daniel Zamora, fanático de Tangalanga

Un día recibí un mail, era del ex bajista de los Rodriguez, Daniel Zamora, en el que me contaba su idolatría al Dr. Comenzamos una especie de amistad bizarra, ácida y graciosa a la distancia, en donde nos puteábamos por mail, por Msn (el usaba otro mensajero que ahora no hago memoria), siempre con su humor ácido, sus dobles sentidos y también llamados telefónicos en donde me preguntaba cosas del Dr. Tangalanga y yo le contaba. Era lindo hablar casi a diario con este tipo que se encontraba del otro lado del océano, que había sido durante años el bajista de Los Rodriguez, una banda que es leyenda y revolucionó el rock en España, junto con Andrés Calamaro, Ariel Roth, Julian Infante y Germán Vilella

Daniel había sacado un libro llamado “Los Rodriguez desde la cocina”, una recorrida fotográfica de las giras de Los Rodriguez en las que los cassettes del Dr. Tangalanga se hacían presente en las interminables horas de ruta de la banda por los distintos rincones de la madre patria.

firmaDZUna de esas ediciones fué dedicada y enviada al Dr. Tangalanga a su domicilio junto con una carta en las que contaba lo que fueron los llamados en las giras de la banda.

La carta transcripta tal cual decía:

La cosa empezó cuando grabábamos el clip de Sin Documentos: un par de días de rodaje en una montaña de algún lugar más o menos cercano a Madrid, un calor insoportable y nosotros subidos en la roca esa haciéndonos los artistas. En las pausas del rodaje, aparte de darle unas patadas a un balón, intentos patéticos por emular a nuestros héoes futboleros – que en esos años tratábase en mi caso de Michael Laudrup, aquel vil traidor que un año más tarde se fue al Madrid-, Andrés puso en el loro de la furgo una casette del Doc. Los gallegos del grupo no conocíamos a ese grandísimo hijo de la gran puta, y te juro por el Pato Lucas que hubo que realizar pausas en la escucha por que, aparte de agarrarnos un dolor de tripa tremendo de tanto cagarnos de la risa, resulta que se nos corría el rimmel y la maquillador, un tragasables histérico, andaba cagándose en la puta que nos parió. No exagero cuando te digo que en ese momento se produjo un verdadero punto de inflexión en lo que concierne a nuestros códigos de relación tribal. No sólo los miembros de la banda, sino todo nuestro staff técnico, mánagers y gente de la discográfica, se entregaron apasionadamente a perfeccionarse en el noble arte del insulto, la calumnia, el vituperio y/o el escarnio más cruel que se pueda imaginar. daniyandresTodo el mundo se llamaba “T-I-T-O y la pu-ta que te pa-rió”, todo el mundo vivía en “Ayacucho y Charcas”, todo el mundo contestaba con un expresivo “estoy en la reputísima madre que te parió” cuando alguien le preguntaba por teléfono donde se encontraba en ese momento, todo el mundo obsequiaba a quien decía “¿cómo dices? o “no te entendí” con el clásico “¿cómo mierda te lo tengo que decir?…” y especialmente, todos nos “rompíamos el orto” una media de 100 veces al día, de ahí mi inaudito aforo anal. Como es natural, a los españoles nos llevó un cierto tiempo adquirir un buen acento porteño, pero en definitiva éramos músicos y la exquisita sutileza de nuestros oidos nos facilitó la tarea.

parlantesCualquier situación, por anodina e intrascendente que fuera, era inmediatamente aprovechada para soltar la jauría dialéctica y poner de vuelta y media a la víctima pertinente. La cosa se ponía muy graciosa cuando desembarcábamos en el típico hotel de 0´5 estrellas de las províncias del interior de la península y nos encontrábamos con el clásico español zafio y bruto quien, desconcertado y nervioso ante semejante desfile de personajes estrafalarios, terminaba cometiendo alguna negligencia ante la hilaridad general. Entonces, respetándose rigurosamente el turno preceptivo, aquel de nosotros a quien correspondía se cebaba cruelmente con el homínido peninsular y le obsequiaba, con aquel espíritu generoso y altruista que nos caracterizaba, con un selecto zapping de las históricas frases del Doc: ¿usted siempre atiende así? , “me parece que todos los de la recepcción están en la confabulación y no me están atendiendo como deben”, o por ejemplo, cuando desde el teléfono de la habitación había que poner firmes a algún inepto que se había mandado alguna cagada “te lo digo por teléfono por que si voy personalmente te cago a trompadas” Naturalmente con el tiempo la cosa se fue perfeccionando y quien más quien menos agregaba sus matices personales a las puteadas. Inmodestamente, me cupo el honor de patentar algunas frases históricas, como una que me encantaba utilizar cuando me hallaba frente a un tipo poco agraciado en lo físico, o como diría el Doc, “con un tipo con la cara difícil”. La frase en cuestión, digna de esculpirse en bronce, decía: “che, desíme, ¿qué se siente cuando uno vive ahí adentro de eso ?”, en alusión a su lamentable envoltorio físico o, más recientement, cuando en la carta que acompañaba el libro que el dediqué al Doc, le escribí al viejo choto “querido Doc, mándeme algún cd o cualquier mierda firmada de su puño y letra, aunque sea una dentadura usada”. Por cierto, todavía estoy esperando algún fetiche autografiado.

web_front25Realmente me es muy difícil decir cuales son mis llamados preferidos, es como las canciones, van alternándose en mi hit-parade con el paso del tiempo: tal vez me quedo con la larga y jugosa conversación con los tipos de la voletería del cine: “el tipo que te digo yo tiene una cara que parece un orto en la vidriera…” o la magistral “mirá qué laburo difíci la puta!, miran a las minas se hacen los artistas y al final son una mierda. Hagan algo por el país, vayan a hacer fuerza a algún lado, aunque sea para cagarse…” -ajajajjjajjajajajajja- el llamado del imitador “usted salió muy canchero hablando en gallego, en italiano, pero ya le digo, como el orto los imitaba…”, o el de jugada impaga “me parece que mi tío fue a cobrar y que son todos unos asaltantes forajidos y que nadie cobra nunca nada…”

Y termino ya por que acá todos los pajeros que leen son unos atorrantes ociosos y ya me tienen con las bolas llenas.

Daniel Zamora

____________________________________________________________

Daniel y el Dr. Tangalanga nunca se conocieron en persona, pero estoy seguro que pudieron encontrarse y cagarse de risa un rato largo.

El día que me enteré de la partida de Daniel fué un viernes. El día sábado con mi banda nos tocó un show en un casamiento a altas horas de la madrugada.

Terminado nuestro espectáculo y mientras yo desarmaba mi set de percusión el Dj hace sonar “Aqui no podemos hacerlo” de Los Rodriguez, una casualidad que me dió a pensar en la ida de Dani del día anterior. “Casualidad”,  pensé.

Pero algo no sonaba bien, el tema sonaba muy agudo, muy metálico. Los sonidos graves de la canción en curso no estaban presentes, era como si alguien hubiera desconectado “los graves” de los parlantes por donde salía la música. Yo miraba al Dj, como preguntándome si era normal que suene así. El Dj sin darse cuenta de mi mirada bajó de su cabina con cara de preocupación y pasó por detrás de las cajas para chequear que los cables estén todos bien conectados: efectivamente estaban todos bien conectados… sin ninguna razón aparente y faltando quizá 40 segundos para la finalización del tema, los graves volvieron a la normalidad y en donde el bajo volvió a hacerse presente.

Me corrió un escalofrío, se me puso la piel de gallina y me sonreí mirando para arriba; era obvio que este hijo de puta que tan ácido fué siempre conmigo en las conversaciones estaba mandándose una mas con su sentido del humor tan particular que tenía.

Posted in: Curiosidades, Fanaticos

About the Author:

3 Comments on "El bajista de Los Rodriguez, Daniel Zamora, fanático de Tangalanga"

Trackback | Comments RSS Feed

  1. nico dice:

    excelente nota

  2. Vitalla.es dice:

    leí y leí, a veces tenia la impresión de que el autor era yo mismo.
    Estoy esperando mas

  3. el loco tarufetti dice:

    Genial la ultima anécdota!! Un saludo a Daniel y al Doc. donde estén, seguramente haciendo de las suyas!!

Post a Comment